America, México, Tampico

¿Y si nos vamos a conocer Tampico?

Nos encontrábamos en Ciudad Valles, en el Estado de San Luis de Potosí, a fines de octubre de 2019, cuando alguien preguntó ¿Y si nos vamos a conocer Tampico?. Un amigo viajero, Juan Manuel, nos había invitado y aunque no contábamos con mucho tiempo decidimos aproximarnos, aunque nada más fuera un pedacito, a las bellezas del Estado de Tamaulipas.

Originalmente nos íbamos a ir en autobús, pero nuestra amiga viajera Rosa María se ofreció a llevarnos en auto, fue un modo de comenzar a disfrutar la región Huasteca, que comprende el norte de Veracruz, el sur de Tamaulipas y parte de los estados de San Luis de Potosi e Hidalgo y en menor medida comprende tramos de los estados de Querétaro, Puebla y Guanajuato. Más adelante en otro relato les hablaré en forma más extensa de la Huasteca Potosina.

Bueno, así fue que partimos de Ciudad Valles y un par de horas después ya estábamos avistando pozos petroleros a la entrada de Tampico, uno de los puertos más importantes del noroeste de México. Lo primero que hicimos fue visitar la casa de nuestro anfitrión para ver el hermoso altar que había construido para honrar a sus familiares que ya han partido.

Luego hicimos un recorrido para ver el centro de la ciudad, de impronta colonial y con poca construcción en altura, pero muy grato, la Plaza de Armas es de gran belleza y vale la pena detenerse y conversar con la gente que allí descansa, los mexicanos tienen esa particularidad que siempre tienen la mejor disposición para dialogar con un desconocido.

Luego de un almuerzo donde probamos parte de la gastronomía de Tampico, nos dirigimos  a Ciudad Madero para visitar la Playa de Miramar, pero previamente hacemos una parada en la Laguna del Carpintero.

Esta Laguna es uno de los principales atractivos de Tampico, está rodeada de un manglar y cuenta con espacios para pasear por la orilla. Se trata de un espacio de aproximadamente 150 hectáreas, considerando tanto el medio estuarino como el terrestre y posee una gran variedad de flora y fauna.

Entre esta última destacan cocodrilos e iguanas, que toman el sol a orillas de la laguna y casi al alcance de la mano.

El cocodrilo es ya una figura familiar en el entorno del manglar. La especie fue introducida el año 1994, originalmente se trajeron 7 ejemplares que han ido reproduciéndose, bajo la atenta mirada de la autoridad competente.

La Laguna del Carpintero además es un destino migratorio para diversas aves como garzas y patos. Y como si esto fuera poco también se han instalado vistosos cuadros de mariposas que atraen a los visitantes y se han transformado en el lugar de posado favorito para los amantes de las selfies.

Como la tarde avanza, enfilamos  hacia la Playa de Miramar, donde hemos quedado de encontrarnos con un grupo

de viajeros que nos antecedieron en la llegada y están disfrutando de las cálidas agua de la playa. Intercambiamos saludos y datos de paseos y quedamos de juntarnos posteriormente en Oaxaca.

Llega la noche y debemos dirigirnos al terminal de buses de Tampico, ya que debemos tomar el bus que nos llevará de regreso a Ciudad de México, debemos hacerlo así ya que tenemos pasaje aéreo del DF a Oaxaca.

Agradecemos a Juan Manuel y a Rosa María por mostrarnos una parte de su estado, aunque el tiempo fue poco sirvió para abrirnos el apetito y sin duda cuando se pueda volver a viajar regresaremos a San Luis de Potosi y Tamaulipas.

About the author

Relative Posts

Loading Facebook Comments ...

comenta

Leave a Reply

Your email address will not be published.