America, México

Por tercera vez en Ciudad de México

He tenido la suerte de visitar México en tres oportunidades y nunca he podido disponer del tiempo suficiente para Visitar el Museo Nacional de Antropología, ya que siempre he dispuesto de solo algunas horas y para ver ese Museo necesito a lo menos dos días así es que nuevamente quedó para otra oportunidad.En esta oportunidad llegamos desde  Chihuahua, por la aerolinea Volaris, buena, puntual y barata y ya al mediodía estamos de regreso en el Hostal La Tercia, hostal que recomiendo calurosamente.

Al poco rato llega mi amiga María, cargada de cosas que habíamos dejado guardada en su casa del DF antes de viajar a Chihuahua. . Ella nos ha prometido llevarnos a comer pozole al mejor sitio del DF, la Casa Marco y efectivamente el pozole allí es un verdadero manjar de los dioses.
El pozole es un plato típico mexicano, de orígen náhuatl, es una especie de cocido con caldo, pollo o cerdo, maíz seco, cilantro y es muy rico.


Tomamos nuestro pozole con cerveza y de allí nos vamos al paseo de la Reforma, que por ser domingo nuevamente es peatonal y hay allí una Feria del Libro, no tenemos mucho tiempo para mirar ya que el afán de la tard, e está centrado en la Feria de Artesanía de la Ciudadela, mi última esperanza de comprar un pesebre huichol.
Esta feria que queda en pleno centro es uno de los atractivos del DF, es fácil llegar y tiene casi de todo.
Compro algunos adornos para el árbol de navidad ya que este año haré un árbol mexicano, con colgantes de fibra natural, de Guadalajara, Guanajuato, San Miguel de Allende, Divisadero y Creel.
Enloquecemos en una tienda de alebrijes. El alebrije es un animal que nace de la imaginación del artista, es una especie de homenaje a la imaginación y si bien pueden parecerse a animales reales, en general sólo obedecen a la fantasía del artista.


Encontramos una tienda artesanía huichola atendida por una pareja de ese grupo étnico,  encuentro finalmente mi pesebre,  cuesta 70 dólares, el artesano acepta dejármelo en 60, pero ella no está muy convencida, finalmente se impone el criterio masculino y me llevo el pesebre por 60 dólares.

Este tercer viaje a México me permitió visitar Teotihuacán que en ocasiones anteriores tampoco había podido recorrer. Se trata de la que fue la capital del Imperio Mexica. Aunque mucha de la historia de esta ciudadela se mezcla la historia y la leyenda sin que se llegue a delimitar la frontera exacta entre una y otra.

La capital de los mexicas se convirtió en una de las mayores ciudades de su época y fue un poderoso estado que dominó gran parte de Mesoamérica.

Desde el DF es muy fácil llegar hasta Teotihuacán, hay transporte público,  si no quiere ir con tour y un día da muy bien para recorrer toda la ciudadela.

 

 

About the author

Relative Posts

Loading Facebook Comments ...

comenta

Leave a Reply

Your email address will not be published.